Google

lunes, 22 de diciembre de 2008

Humala se eriza por críticas a sus lujos

Durante la campaña electoral del 2006, el líder del Partido Nacionalista, Ollanta Humala, acusaba a sus entonces oponentes Alan García y Lourdes Flores de ser los candidatos de los ricos y del empresariado, pero hoy cambia de discurso y defiende su derecho a frecuentar lugares de lujo.En declaraciones a CPN Radio, Humala argumentó que el nacionalismo es un proyecto político de las familias peruanas que involucra no sólo a los de abajo, sino también a los de arriba.Como se sabe, este diario informó hace unos días que Humala asistió a cenar con su esposa Nadine al exclusivo restaurante La Gloria, uno de los más caros de Lima. Creo que es una lógica de ciertas empresas privadas de comunicación. Una lógica senderista, porque justamente esto es lo que hacía Sendero. Ellos decían que el que no es proletario no podía hacer la revolución. Esa lógica torcida de Sendero es la que quieren aplicarnos, comentó sin explicar cómo un militar en retiro con una pensión de S/.2 mil -según su propia confesión- se da tremendos gustos.Dijo que el nacionalismo no va a construir un proyecto clasista. Tenemos que estar con nuestro mensaje en todos los sectores y clases sociales, puntualizó. Ollanta es un burgués disfrazado Ollanta Humala demuestra un gran complejo de inferioridad al frecuentar continuamente las tiendas y restaurantes de las zonas residenciales de Lima, subrayó el secretario general del APRA, Mauricio Mulder. Todas estas actitudes de Humala nos hacen ver que, en la eventualidad de llegar al poder, podría convertirse en un nuevo Alejandro Toledo, porque descubre su verdadera personalidad frívola, anotó. Mulder señaló a Correo que el nacionalista tiene actitudes de burgués disfrazado de proletario, lo que lo coloca ante la sociedad como un falso valor.

0 comentarios:

Peru Blogs Blogalaxia Unión de Bloggers Hispanos